Ante la gran demanda de testeos rápidos para detectar o descartar contagios de COVID-19, Salud Pública reacondicionó el antiguo edificio del Hospital Materno como un nuevo centro para la toma de muestras. Actualmente se procesan por día un promedio de 300 hisopados y el Laboratorio de Alta Complejidad (LACMI) realiza unas 300 PCR diarias.

En diálogo con PRIMERA EDICIÓN el director del LACMI, Oscar Lezcano, señaló que este lunes “fue el primer día en ese espacio físico del Materno pero venimos testeando de manera masiva hace fácilmente unas tres semanas. En el primer día hicimos casi 350 hisopados, en este momento (por el martes) también tenemos mucha gente aunque un poco menos por la lluvia”. En cuanto a los lugares para la toma de muestras, añadió que “en Posadas los testeos se realizan en el LACMI y en el Hospital de Fátima”.

Respecto a las personas que requieren los estudios, indicó que “tenemos de todo tipo, porque algunos llegan porque tienen algún síntoma, otros porque se enteraron que estuvieron con algún positivo. Por tanto, la demanda es muy variada. También observamos que se acercan muchas personas jóvenes, entre asintomáticos o con pocos síntomas”.

En materia de la concurrencia en días y horarios en los centros de testeos rápidos, aclaró que “esto es bastante variado y a toda hora, lo que sí notamos es que durante los fines de semana hay menos cantidad de personas para ser hisopada”.

Sobre la cantidad de análisis realizados desde Salud Pública, Lezcano detalló que “en cuanto a testeos rápidos, estamos en un promedio de 300 hisopados diarios y después tenemos las que son por técnica de PCR, donde no llegamos a tantas pero al menos son entre 250 a 300 por día”.

El director del LACMI explicó que de entre estas muestras, “el índice de positividad se realiza de manera diaria y este lunes hubo un 27%. Las evaluaciones de la incidencia la hacen desde epidemiología pero hemos tenido días que superaron ese número de positivos. De momento, la tendencia es hacia abajo”.

Asimismo, remarcó que “en los últimos 20 días, estamos viendo un marcado incremento de casos y de hecho la situación epidemiológica de la provincia ha cambiado, tal como se refleja en los números. Así que una respuesta brindada desde Salud Pública ante la cantidad de casos es justamente habilitar este centro de testeos que tiene por objetivo detectar de manera precoz a pacientes positivos en circulación viral para poder aislarlos y cortar esta circulación”.

Con el aumento de los testeos, “el Gobierno Provincial ha dispuesto todos los recursos necesarios para que podamos trabajar en forma cómoda tanto en aparatología como en cuanto a los reactivos. Además, contamos con todos los elementos de protección personal que se usa en la bioseguridad”, aseguró Lezcano.

Acerca de las diferencias entre los distintos análisis, precisó que “la PCR real time necesita equipos automatizados para realizar la extracción de ARN. En cuanto que el testeo rápido requiere un kit y el profesional bioquímico para realizar, es similar a un Eva Test aunque también tiene su técnica de procesamiento. Otra diferencia es el tiempo, porque la PCR puede demorar entre cinco a ocho horas, un test rápido se resuelve en 15 minutos”.

Oscar Lezcano afirmó que “una de las fortalezas de la provincia es el tiempo de respuesta en laboratorio brindada por el LACMI porque todas las PCR se hacen en el día. Para ello, contamos con un sistema de guardia de bioquímicos que trabajan las 24 horas en distintos turnos. Por tanto, a toda hora se hacen estudios de PCR”.

En cuanto a la cantidad de personas que saturaban lugares como Fátima, contestó que “cuando se desató toda la demanda, teníamos una persona para los hisopados porque no pensábamos que sería tanto el pedido. Por eso, con un solo hisopador veíamos las filas tan largas. Ahora se hace mayor cantidad de testeos y es menor la espera al contar con más hisopadores”.

 

Fuente: Primera Edición