Esta situación de vandalismo no es la primera vez que es padecido por el museo, si no mas bien un hecho reiterado, sobre todo por encontrarse la construcción en el medio de un parque y que carece de vecinos en su alrededor.

El Coordinador del Museo de Prehistoria, David Pau, lamentaba la situación relatando: «nuevamente hemos sido víctimas de otro hecho de vandalismo por parte de desconocidos quienes rompieron los vidrios de las ventanas del depósito de colecciones arqueológicas del museo. Lamento profundamente lo sucedido y me llena de tristeza. Para quienes, como yo, valoramos el patrimonio y la historia regional, espero que no vuelva a suceder”.

“Sobre todo, porque “nuestro” pequeño y humilde museo, cumplirá 100 años en pocos días, como testigo de la epopeya colonizadora que dio origen a la Ciudad de Eldorado”, finalizó.